En esta tierra el verano se prolonga prácticamente por todo el año. Esto le ha dado el título de la región brasileña con más días soleados del año. Tal como asegura un conocido slogan publicitario Río Grande de Norte es "La Tierra del Sol".
Río Grande do Norte se extiende a orillas del Océano Atlántico en el nordeste brasileño a 1100 kilómetros de la ciudad de Salvador, capital del estado de Bahía.
Es conocida por sus playas de arenas blancas, dunas, cocotales, piscinas naturales creadas por los arrecifes de coral, que hacen de este destino un lugar ideal para unas vacaciones relajantes, no exentas de aventura y emoción.
Con 399 kilómetros de litoral, Río Grande do Norte es dueña de playas tranquilas, pero también otras con olas buenas para el surf.
Es un verdadero paraíso de mar azul y mucho sol, folclor, artesanía, frutas y platos típicos deliciosos y con una óptima infraestructura turística.
Las tranquilas piscinas naturales de agua salada, la nitidez de las nubes que danzan en un cielo celeste, las altas dunas doradas otorgan un marco de placidez a la inmensidad del paisaje.
Por lo demás, la gente del lugar es muy hospitalaria y le gusta mostrar al visitante lo que la región tiene de atractivo.
Su capital es la ciudad de Natal, considerada la capital más soleada de Brasil.
La atracción predominante son las 150 playas que se distribuyen a lo largo del litoral y que presentan características para todos los gustos.
El exótico parque ecológico de Genipabu, de 1880 hectáreas, espera a los visitantes en las cercanías de la ciudad de Natal.
Frente a Natal, cruzando el río Potengi, se encuentra Redinha, un pueblo de pescadores que se ha convertido en parada imprescindible para degustar algún plato de pescado fresco acompañado de alguna cerveza producida artesanalmente.
La playa Ponta Negra, a 12 kilómetros al norte de Natal, dispone de una serie de rústicos barcitos sobre la arena, especiales para disfrutar atardeceres con música local en vivo.
A la hora del almuerzo o la cena nada mejor que la oferta culinaria que se desprende de los cultivos de camarones exóticos llevados a cabo en viveros de agua de mar.
El hechizo que ejercen las bahías protegidas de Tibau do Sul se acentúa al arribar a Pipa, playa protegida por imponentes y coloridos acantilados.
El corredor Pipa-Tibau do Sul posee una red hotelera completa con estructura comparable a la de los más concurridos balnearios del mundo. Hasta 1900 el lugar no tenía hoteles y nada parecido a una infraestructura turística.
Hay un caserío de pescadores donde abunda la langosta y los camarones para un deliciosos almuerzo o cena. El lugar es ideal para la aventura mediante cabalgatas, paseos en 4 x 4 y en embarcaciones para avistar delfines

Atracciones

Natal Capital de Río Grande do Norte, Natal es una de las ciudades más antiguas del país, fue fundada el 25 de diciembre de 1599 y, como ya hemos mencionado, es conocida como la Ciudad del Sol.
Aproximadamente 500 mil turistas de todo el mundo visitan la ciudad cada año, cifra que muestra indicativos de crecimiento en los años siguientes.
Su relieve presenta playas y dunas misteriosas, colinas, lagunas y una inmensa barrera de arrecifes.
Su vida nocturna es muy variada, así como su deliciosa gastronomía sustentada en pescados, mariscos y crustáceos del mar bahiano.
Hay diversión y rélax para todos los gustos. Puede participar en escalada de montañas, buceo, motocross, off-road (paseos en vehículos por las dunas), rapell, surf, trekking, vela, wakeboard, windsurf, entre otros.
Entre las más hermosas figuran las playas de Genipabu y de los Artistas, entre otras decenas.
Las dunas doradas embellecen el paisaje en contraste con el azul claro del cielo y el verdoso del mar. Los paseos en buggy por las laderas inclinadas o empinadas se han convertido en una de las diversiones favoritas de los niños y adultos.
Natal representa una deliciosa mezcla de civilización y naturaleza. Situada a 2.625 kilómetros de Río de Janeiro y a 297 kilómetros de Recife, Natal tiene una población de 700 mil habitantes.
Los turistas son acogidos en un moderno aeropuerto internacional y la ciudad dispone de una red hotelera de alta calidad con equipamiento y servicios que figuran entre los mejores del país.

Cabedelo
Cabedelo es una ciudad portuaria al norte de Joao Pessoa con playas de arenas rojizas. En los periodos de marea roja surge delante de la playa de Canbohina, una isla de arena rojiza de 3 kilómetros de extensión. El fenómeno atrae a cientos de turistas que se acercan en lancha o jangada (embarcaciones de pescadores).

Playa de Pipa
El lugar está incluido en los circuitos turísticos europeos. Con un poco de suerte desde aquí se puede observar los retozos de los delfines en la bahía. Está cerca de Natal, capital del estado.

Parque Estatal de Dunas
Es la primera área de conservación ambiental que se implementó en Río Grande do Norte.
Goza de la preferencia de los practicantes del trekking. Existen muchas rutas para el ejercicio de este deporte. Durante las caminatas se podrá apreciar la vegetación nativa, animales en su medio salvaje y aves y las dunas. Y animales, como seguís, arañas e aves.

Playa Ponta Negra
Uno de los lugares más buscados por los amantes de mar. Grandes y bien formadas olas garantizan la diversión a los surfistas de todos los niveles. Otra alternativa es el buceo en las aguas límpidas y tibias de las piscinas de agua marina.

Morro de Careca
Ubicado en la Playa Ponta Negra, Morro de Careca es una duna de aproximadamente 120 metros de altura, enmarcada por una tupida vegetación. Sus laderas son apreciadas para la práctica de diversos deportes. Algunos la aprovechan para descender velozmente en bugguies o practican movimientos de surf sobre tablas de madera para rodar ladera abajo.

Genipabu
Para llegar a esta playa, localizada a 23 kilómetros de Natal, hay que atravesar primero el río Potengi en balsa. Aquí hay dunas de 50 metros de altura.

Playa de los artistas
A cinco minutos del centro de Natal se encuentra la Playa de los Artistas, caracterizada por sus olas altas ideales para la práctica del surf. Visitantes de todo el mundo llegan hasta aquí, además, para bailar con música folclórica.

Serra Caiada
Municipio distante a 74 kilómetros de Natal, la Sierra Encalada es el escenario perfecto para practicar escalada en Río Grande do Norte. Son centenares de vías y piedras. Constantemente son realizadas competiciones de boulder.


Off-road
Natal es uno de los mejores lugares del país para realizar recorridos en vehículos 4x4 y 4x2, motos y camionetas. Los recorridos se realizan generalmente entre la playa y los caseríos del interior del estado.